Los Resultados de la Primera Aplicación

Como platiqué en el Blog anterior, los resultados de mi primera aplicación de TOC en el proceso de fabricación del que estaba yo al mando (una fábrica cartonera) fueron sorprendentes e inmediatos. Primero impusimos, al mes siguiente, un nuevo récord en la cantidad de producto embarcado a clientes. Al siguiente mes, esto se vió reflejado en un nuevo récord para nuestra planta en las utilidades obtenidas (¡no en las ventas, sino en las utilidades!). Así que, desde mi muy inocente perspectiva, todo estaba marchando sobre ruedas y me preparaba a recibir felicitaciones de mis jefes y sobre todo de la oficina corporativa. En los 5 años que yo llevaba en esta organización nunca había visto algo tan impactante.


¡Así que ya se podrán imaginar mi sorpresa al recibir la inesperada visita en mi planta de una numerosa delegación del personal de Auditoría Interna de la organización!


¿Qué estaba pasando?


Se inició una reunión en mi oficina y entonces fue informado de que el personal del corporativo me acusaba abiertamente de falsificar los resultados de mi planta ... ¿Perdón? ... Yo esperaba la llegada del camarógrafo y una televisora para realizarme una entrevista y recibí una acusación de fraude. Nadie en el Corporativo podía explicar como era posible que sin habernos autorizado alguna inversión de capital, estuviéramos dando ese tipo de resultados. La única explicación lógica era que estábamos alterando las cifras.


¡Por supuesto! Se trataba de un mal-entendido que podría aclarar muy fácilmente. Así que procedí a explicar en gran detalle como habíamos cambiado el enfoque de alta eficiencia de la Corrugadora a las máquinas de Impresión y Formado, nuestra Restricción real. Nadie expresó ningún comentario. Yo me sentí liberado de tan infundada acusación. El equipo de auditoría se marchó sin decir palabra y yo asumí que todo estaría bien ahora.


Pero no. no todo estaría bien. Esa misma tarde recibí la llamada de un muy indignado VicePresidente de Manufactura: ... ¿Qué habíamos hecho qué? ... ¿dejar de buscar la máxima eficiencia de la máquina Corrugadora? ... ¡pero eso era inadmisible! ... ¡como se me ocurría contravenir años de sabiduría y tradición en esta industria! ...


Así que se me ordenó regresar de inmediato a la manera tradicional de hacer las cosas. No hubo ningún argumento que pudiera cambiar esta posición . Y claro, yo no quería perder mi trabajo, así que obedecí las instrucciones. Sin embargo, se había sembrado en mi mente la semilla de una nueva forma de hacer las cosas. Los Blogs siguientes narran mi camino en esta aventura gerencial. Creo que esta experiencia puede ser de valor para quienes están viviendo este proceso. Así que los invito a continuar con esta historia.



15 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo